Experiencia a bordo del Costa Toscana, por José Antonio Gonzalez

Costa Toscana me ha sorprendido muchisimo solamente observar el barco por fuera es impresionante y una vez a bordo te encuentras una modernidad acorde a estos tiempos donde brilla la sencillez pero a la vez ese exquisito gusto italiano.
Empezaré diciendo que me encantaron sus áreas exteriores con múltiples rincones donde tomar el sol, beber una copa e incluso comer y la cantidad de pequeñas o medianas piscinas y sus jacuzzis dispersos que hay en el barco, destacando el de su popa con dos jacuzzis que te permiten ver la estela que deja el barco.
En el interior me llamó mucho la atención el gusto por la decoración tan sofisticada, nada que ver con  los antiguos barcos de la flota de Costa que tenían una decoración algo recargada y anticuada.
A bordo encontrarás varias opciones donde comer ya que el barco cuenta además del restaurante con varios temáticos que tienen cargo y un enorme buffet que ofrece excelente comida con una buena presentación.
Pero para los que prefieran comer a la carta, el barco ofrece un restaurante principal con dos turnos en las cenas que ofrece una  comida  realmente exquisita, con varios platos de primero para elegir donde destaca su pasta, carnes y pescados de segundo en la que ofrecen una carne muy jugosa y una amplia selección de postres en la que destacó un pastelito con el nombre del barco de chocolate.
El Costa Toscana también ofrece varias zonas donde refrescarse, donde encontraremos una piscina cubierta con jacuzzis que me gusto mucho y que es ideal para los meses más fríos del año ya que el espacio está climatizado, su decoración es muy tropical, con muchas plantas muchas plantas.
.
La piazza di Campo en popa es otra de las zonas destacables del barco, ya que este espacio se transforma en dos ambientes, durante el día puedes tomar el sol en sus gradasl y de noche puedes tomarte una copa con el dj de fondo pinchando. Este espacio cuenta con una gran pantalla Led.
Los niños disponen de un parque acuatico que está realmente bien con varios toboganes de agua, uno de ellos con un rosco gigante donde el agua da vueltas hasta encontrar el orificio de salida.
Los niños de una amplia zona para bebés con muchos juguetes y monitores donde siempre deberá estar un adulto, ya a partir de los 3 anos los padres podrán dejar a los niños en el miniclub, donde estarán divididos por edades y donde el equipo de animación organizará numerosas actividades para ellos durante todo el día. Si decides dejarlos para realizar una excursión fuera del barco ellos también se encargarán de darles el almuerzo.
Costa Toscana también cuenta con un amplio gimnasio que dispone de muchas máquinas y con unas impresionantes vistas al mar.
El entretenimiento a bordo se ofrece en dos espacios, el primero de ellos es el teatro que aunque es algo pequeño debido a la cantidad de cruceristas que lleva este barco, se complementa muy bien con el coliseo que está ubicado en el centro del barco y es de 3 pisos
Mi visión, por José Antonio González
En resumen me sorprendió mucho el Costa Toscana, ya que he navegado en el Costa Favolosa que tiene un aire más anticuado, pero con el Costa Toscana han dado un giro enorme en decoración, comidas y esos rincones que tiene el barco tan encantadores y acogedores con esa huella italiana mucho más moderna.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.